Jonay Hernández Sánchez

– Jonay Hernández –

Tollos, papas, gofios, mojos…
Si con estas palabras has podido oler Tenerife, entenderás a la perfección el amor que Jonay siente hacia su isla y sus costumbres. Enamorado de Tenerife en particular y de la gastronomía en general y en mayúsculas, Jonay siente debilidad por las miles de “papas” que sólo se encuentran en canarias; por el queso que no sabría igual sin ese vino que le acompaña; por los platos de cuchara, la ropa vieja, la sopa verde, el rancho canario, el potaje de berros; por los gofios, el mojo y los famosos plátanos, que tienen mucha verdad y poco mito.

Cocinero entre dos islas, mientras Baleares le acoge, le cuida y le ve crecer, Tenerife le mima en cada visita y él las lleva a ambas dentro, en estómago y conocimiento; cabeza y corazón.

Habiendo recorrido el país y parte del planeta en busca de la definición perfecta de gastronomía, no podría decidirse entre un restaurante con estrella(s) y un guachinche, restaurante canario en el garaje de una casa con uno o dos platos de menú cocinados por los anfitriones. La buena gastronomía se encuentra en el lugar más inesperado, sólo hay que saber dónde buscar.

Comentarios

comentarios